Argentina. Procuración del Tesoro de la Nación
Dictamen PTN 0208/2002. (no publicada en B.O.) , 11 de julio de 2002, 12 p.

Citas Legales : Código civil - artículo 0003, Decreto 01428/1973, Decreto 01428/1973 - artículo 45, Decreto 01759/1972 (t.o. 1991) - artículo 039, Decreto 01759/1972 (t.o. 1991) - artículo 088, Decreto 01759/1972 (t.o. 1991) - artículo 090, Decreto 01759/1972 (t.o. 1991) - artículo 092, Decreto 01759/1972 (t.o. 1991) - artículo 100 , Decreto 01759/1972 (t.o. 1991) - artículo 103, Decreto 01973/1986, Decreto 01973/1986 - anexo - artículo 97 inciso 3), Decreto 03168/1979, Decreto 05182/1948, Dictamen SGAJ 00004/2000, Dictamen SGAJ 00175/1988, Dictamen SGAJ 00196/1988, Dictamen SGAJ 00257/1988, Dictamen SGAJ 01277/2000, Dictamen SGAJ 16822/1996, Ley 19.549 - artículo 11, Ley 20.957 - artículo 106, Ley 20.957 - artículo 016 inciso b), Ley 20.957 - artículo 162, Ley 20.957 - artículo 065, Ley 20.957 - artículo 097, Resolución MRECIyC 0492/1995, Resolución MRECIyC 0492/1995 - artículo 1, Resolución MRECIyC 1657/1999, Resolución MRECIyC 1685/2000, Resolución MRECIyC 1685/2000 - artículo 1, Resolución MRECIyC 1685/2000 - artículo 2, Resolución MRECIyC 3075/2001

                                                                    Expte. N° 18.496/97
                                                                    MINISTERIO DE RELACIONES
                                                                    EXTERIORES, COMERCIO
                                                                    INTERNACIONAL Y CULTO
    BUENOS AIRES, 11 DE JULIO DE 2002

    SEÑOR SUBSECRETARIO DE COORDINACIÓN
    Y COOPERACIÓN INTERNACIONAL DEL
    MINISTERIO DE RELACIONES EXTERIORES,
    COMERCIO INTERNACIONAL Y CULTO:


    Vuelven las presentes actuaciones a esta Procuración del Tesoro de la Nación, en las que se consulta acerca del recurso jerárquico interpuesto en subsidio por el ex agente del Agrupamiento General del Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto don Carlos Manuel Molinari contra la Resolución de ese Ministerio N° 1685 del 28 de junio de 2000, por la que se reconoció su derecho a percibir las sumas que en concepto de permanencia en categoría en el exterior le correspondían entre el 10 de agosto de 1981 y el 28 de noviembre de 1986, conforme la escala salarial del Decreto N° 3168/79 y el porcentaje establecido en el artículo 65 de la Ley N° 20.957 en concepto de permanencia en categoría (v. art. 1°).
    Asimismo, por el artículo 2° se dejó sin efecto la Resolución MRECIyC N° 1657 del 8 de junio de 1999.

    - I -
    ANTECEDENTES DE LA CONSULTA

    1. Por Resolución MRECIyC N° 492 del 24 de agosto de 1995 se reconoció al ex agente Molinari su derecho a percibir las sumas en concepto de permanencia en categoría en el exterior, por el período comprendido entre el 10 de agosto de 1981 y el 28 de noviembre de 1986, con fundamento en el artículo 65 de la Ley Orgánica del Servicio Exterior de la Nación N° 20.957 (B.O. 16-6-75) (v. copia autenticada a fs. 2/3).

    2. A los fines de determinar la suma a pagar, la Dirección General de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto opinó que el cálculo del concepto de permanencia en categoría en el exterior debía hacerse conforme el porcentaje establecido en el artículo 45 del Escalafón del Personal Civil de la Administración Pública Nacional, aprobado por el Decreto N° 1428/73 (B.O. 26-2-73) (v. Dictamen N° 8172/96, a fs. 62).

    3. Con fundamento en ese asesoramiento, se practicó la liquidación de marras aplicando el concepto de adicional por permanencia en categoría previsto en el artículo 45 del Decreto N° 1428/73 y no el de suplemento por tiempo mínimo cumplido contemplado en el artículo 65 de la Ley N° 20.957, como lo había dispuesto la Resolución MRECIyC N° 492/95 (v. fs. 73/76).

    4. La Unidad de Auditoria Interna destacada en el Ministerio de origen, advirtiendo la diferencia de criterio existente entre lo dispuesto por la Resolución MRECIyC N° 492/95 y la liquidación practicada a fojas 73/76, solicitó al servicio jurídico del área que precisara la norma que resultaría aplicable al presente caso, en concepto de permanencia de categoría en el exterior (v. fs. 81/82).
    Aconsejó, al respecto, que cumplido ello se efectuara la rectificación correspondiente.

    5. La Subdirección General de Asuntos Jurídicos del área de origen manifestó que como lo sostuviera esa Asesoría en sus Dictámenes N° 175/88, N° 257/88 y N° 196/88, obrantes a fojas 23/24, 25/27 y 31, respectivamente, la norma a aplicar en concepto de permanencia en categoría en el exterior era el articulo 65 de la Ley N° 20.957 cuando el crédito se hubiera devengado en un periodo anterior a la entrada en vigencia de su reglamentación, aprobada por el Decreto N° 1973/86 (B.O. 22-1-87). En cambio, señaló, correspondería la aplicación del articulo 45 del Decreto N° 1428/73 si el crédito se hubiera devengado en un período posterior (v. Dictamen N° 16.822/96, a fs. B5).

    6. El 8 de junio de 1999 se dictó la Resolución MRECIyC N° 1657 que sustituyó el articulo 1° de su similar N° 492/95. Por ese acto se hizo lugar a la solicitud interpuesta por el ex agente Molinari, reconociéndosele su derecho a percibir las sumas que en concepto de permanencia en categoría en el exterior le correspondían entre el 10 de agosto de 1981 y el 28 de noviembre de 1986, conforme el porcentaje establecido en el artículo 45 del Decreto N° 1428/73 en concepto de permanencia en categoría (v. copia autenticada a fs. 92/93).

    7. En una nueva intervención, la Unidad de Auditoría Interna destacada en el Ministerio expresó que los términos de la resolución ministerial N° 1657/99 resultaban contrarios a la opinión vertida por la Procuración del Tesoro de la Nación en su dictamen de fecha 23 de octubre de 1984, agregado a fojas 20/22, y al temperamento general sostenido por la propia Asesoría Legal del área en sus Dictámenes N° 175/88, N° 196/88 y N° 257/88 y ratificado por el Dictamen N° 16.822/98 (v. fs. 98/99).
    Sostuvo, en tal sentido, que teniendo en cuenta el período en el cual el causante adquirió el derecho al crédito y de conformidad con el citado criterio rector, la norma que correspondería aplicar al presente caso sería el artículo 65 de la Ley Orgánica del Servicio Exterior de la Nación, por tratarse de un lapso de tiempo anterior a la entrada en vigencia del Decreto N° 1973/86.
    Concluyó, por tal motivo, que debería dictarse un nuevo acto administrativo que recogiera la opinión sostenida por el servicio jurídico de ese Ministerio y consecuentemente, rectificara la liquidación practicada.

    8. La Subdirección General de Asuntos Jurídicos de la jurisdicción de origen compartió lo manifestado por la Unidad de Auditoría Interna y ratificó el criterio que sostuviera a fojas 85 (v. Dictamen N° 4/00, a fs. 102/103).
    Finalmente aconsejó el dictado de un nuevo acto y la rectificación de la liquidación practicada.

    9. Con fundamento en este último asesoramiento, el 28 de junio de 2000 se dictó la Resolución MRECIyC N° 1685 por la que se reconoció al señor Carlos Manuel Molinari su derecho a percibir las sumas que en concepto de permanencia en categoría en el exterior le correspondían entre el 10 de agosto de 1981 y el 28 de noviembre de 1986, conforme el porcentaje establecido en el artículo 65 de la Ley N° 20.957 en concepto de permanencia en categoría (art. 1°).
    Asimismo, por el artículo 2° se dejó sin efecto la Resolución MRECIyC N° 1657 del 8 de junio de 1999 (v. copia autenticada a fs. 113/114).

    10. El recurrente presentó su reclamo contra la Resolución MRECIyC N° 1685/00, aduciendo -en lo sustancial- que correspondía aplicar a su solicitud el concepto de adicional por permanencia en categoría previsto en el artículo 45 del Escalafón aprobado por el Decreto N° 1428/73 y no el de suplemento por tiempo mínimo cumplido contemplado en el artículo 65 de la Ley N° 20.957, razón por la cual solicitó que la liquidación se efectuara en el sentido indicado (v. fs. 115).

    11. El servicio jurídico del área de origen entendió que la nueva presentación del señor Molinari debía considerársela como recurso de reconsideración contra la Resolución Ministerial N° 1685/00, el que habría sido interpuesto en tiempo y forma, según señaló, de acuerdo con lo que surgía de la copia del remito obrante a fojas 127 (v. Dictamen N° 1277/00, a fs. 131/133).
    Ratificó lo sostenido en el Dictamen N° 4/00 en el sentido de que ...corresponde el pago al causante del suplemento por permanencia en la categoría. La norma a aplicar sería precisamente el artículo 65 de la Ley N° 20.957, por haberse devengado el crédito entre el 10.8.81 y el 28.11.86, cuando aún no se encontraba vigente la reglamentación de la Ley del SEN, aprobada por Decreto 1973/86..., razón por la cual opinó que correspondía desestimar el recurso de reconsideración interpuesto.
    Aconsejó, además, recabar la opinión de esta Procuración del Tesoro en atención a la particularidad y complejidad del caso.

    12. En su primera intervención obrante a fojas 136, esta Procuración del Tesoro señaló que no resultaba oportuno expedirse con relación al recurso de reconsideración intentado, toda vez que ello implicaba adelantar opinión sobre la cuestión de fondo y que ante una eventual denegatoria, por llevar dicho recurso implícito el jerárquico en subsidio, debería ser resuelto por el Presidente de la Nación previa consulta a esta Casa en los términos del artículo 92, párrafo segundo, del Reglamento de Procedimientos Administrativos. Decreto 1759/72 T.O. 1991.

    13. Reingresadas las actuaciones al ministerio de origen, el 28 de setiembre de 2001 se dictó, con fundamento en el dictamen de fojas 131/133, la Resolución MRECIyC N° 3075 que desestimó el recurso de reconsideración efectuado por el ex agente Molinari contra su similar N° 1685/00 (v. copia autenticada a fojas 139/140).

    14. El recurrente amplió los fundamentos de su recurso conforme con lo establecido por el articulo 88 del Reglamento de Procedimientos Administrativos. Decreto 1759/72 T.O. 1991, reiteró lo señalado en su recurso de reconsideración y solicitó se le abonen lás diferencias salariales por permanencia en el exterior de acuerdo con el artículo 45 del escalafón aprobado por el Decreto N° 1428/73 fs. 141/142).

    15. El servicio jurídico del Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto opiné que no habiendo el recurrente aportado nuevos elementos de juicio que justificaran la revocación del acto administrativo impugnado, correspondía desestimar el recurso jerárquico subsidiariamente interpuesto (v. fs. 150/151).

    16. Remitidas las actuaciones a este Organismo Asesor, se expidió a fojas 153/154 y 159 señalando que, previo a su intervención correspondía que: 1°) se acompañara copia del proyecto de decreto que resolviera el recurso jerárquico en trámite a fin de poder analizarlo; y 2°) se pronunciara sobre el tema la Dirección General de Asuntos Jurídicos de la Secretaria Legal y Técnica de la Presidencia de la Nación.

    17. La Dirección General de Asuntos Jurídicos de la Subsecretaría de Asuntos Legales de la Secretaría Legal y Técnica de la Presidencia de la Nación señaló, en cuanto al fondo del tema planteado, que coincidía con lo sostenido por el servicio jurídico de la jurisdicción de origen, en el sentido de que correspondía desestimar el recurso jerárquico interpuesto en subsidio por el interesado (v. fs. 160/162).
    Aconsejó, además, dar intervención a esta Procuración del Tesoro en los términos del artículo 92 del Reglamento de Procedimientos Administrativos. Decreto 1759/72 T.O. 1991.

    18. Ensobrado y sin foliar se acompañó un proyecto de decreto desestimando el recurso jerárquico interpuesto en subsidio por el ex agente del Ministerio de Relaciones Ex- teriores, Comercio Internacional y Culto, don Carlos Manuel Molinari contra la Resolución Ministerial N° 3075 del 28 de septiembre de 2001. Copia simple de ese proyecto se ha agregado inmediatamente antes del presente dictamen.

    19. A fojas 165 se remiten nuevamente las actuaciones a esta Procuración del Tesoro, solicitando su opinión.

    - II -
    NORMAS VINCULADAS CON LA CUESTIÓN PLANTEADA

    1. La Ley N° 20.957 en su artículo 97 dispone El personal administrativo, técnico, profesional y de servicios generales del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto, mientras preste servicios en las representaciones diplomáticas y consulares de la República tendrá el rango, los derechos y obligaciones establecidos en esta ley para los funcionarios del Servicio Exterior de la Nación, dentro de las condiciones que establezca la reglamentación.
    Asimismo, su artículo 65 establece que Los funcionarios del Cuerpo Permanente Activo del Servicio Exterior de la Nación que superen en sus respectivas categorías los plazos establecidos en el artículo 16, inciso b) de la presente ley, (tres años) y que no se encuentren sometidos a sumario administrativo cobrarán mensualmente un suplemento por tiempo mínimo cumplido equivalente al veinticinco por ciento de la diferencia entre el haber de su categoría y el correspondiente a la inmediata superior.

    2. Por su parte, el Decreto N° 5182/48 (ADLA VIII:399) -vigente a la época en que se devengó el crédito del señor Molinari y aplicable en virtud de lo establecido por el artículo 106 de la Ley N° 20.957- determina en su artículo 162 que El personal administrativo destacado en el exterior queda comprendido en las disposiciones que rigen para el personal permanente del Servicio Exterior de la Nación en cuanto a la forma de percepción de los sueldos, gastos de instalación y coeficientes, escalafón, promociones, medidas disciplinarias, viáticos, comisiones y llamados.

    3. A partir de la vigencia del Decreto N° 1973/86 (v. inc. 3) del art. 97, B.O. 22-1-87), reglamentario de la Ley N° 20.957, a los agentes administrativos destacados fuera del país, se les liquidará el concepto de permanencia en categoría en el exterior según el porcentaje establecido en el artículo 45 del Escalafón del Personal Civil de la Administración Pública Nacional aprobado por el Decreto N° 1428/73.
    - III -
    ANÁLISIS JURÍDICO DE LA CUESTIÓN EN CONSULTA

    1. Examinadas las actuaciones y las disposiciones antes reseñadas estimo que, teniendo en cuenta el período en que el ex agente Molinari cumplió funciones en el exterior -10 de agosto de 1981 al 28 de noviembre de 1986- deberá aplicarse a su solicitud el porcentaje establecido en el artículo 65 de la Ley N° 20.957, tal como lo dispuso la Resolución MRECIyC N° 1685/00 impugnada.

    2. En efecto, conforme resulta de las actuaciones, el crédito del recurrente fue devengado entre el 10 de agosto de 1981 y el 28 de noviembre de 1986.
    En ese período, la norma que se encontraba vigente era la Ley del Servicio Exterior N° 20.957, no así su reglamentación aprobada por el Decreto N° 1973/86 que, como se señaló, fue publicada en el Boletín Oficial el 22 de enero de 1987, es decir con posterioridad al período en que se generó y resultó exigible el derecho del recurrente.
    Pretender la aplicación de este último régimen jurídico a situaciones ya consumadas, como lo solicita el interesado, es querer otorgarle un efecto retroactivo que no posee.

    3. Sobre el particular, cabe recordar que el Decreto N° 1973/86, cuya aplicación reclama el recurrente y que dispone la liquidación del adicional previsto en el artículo 45 del Decreto N° 1428/73 a los casos como el de autos, es un acto administrativo de carácter general y de acuerdo con el articulo 11 de la Ley Nacional de Procedimientos Administrativos N° 19.549 y el artículo 103 del Reglamento de Procedimientos Administrativos. Decreto 1759/72 T.O. 1991, para que los actos administrativos de carácter general produzcan efectos habrán de publicarse y entrarán en vigor después de los ocho días, computados desde el siguiente al de su publicación oficial, si en ellos no se dispone otra cosa.
    De acuerdo con este principio, de derecho privado y público, contenido en el artículo 3° del Código Civil, las leyes rigen ex nunc, para el futuro y excepcionalmente pueden regir para el pasado, es decir pueden tener efecto retroactivo ex tunc. La intención del legislador de dar efecto retroactivo a una ley debe resultar de una declaración expresa o de otra forma inequívoca, la regla es la irretroactividad.
    Ahora bien, el Decreto N° 1973/86 no prevé su vigencia, ni contiene otra disposición que permita su aplicación retroactiva. En consecuencia, por aplicación de las normas antes mencionadas, tomando en consideración la fecha de publicación, sus disposiciones entraron en vigencia el 30 de enero 1987, momento a partir del cual rige para los hechos que están in fieri o en curso de desarrollo al tiempo de su sanción y no podrán aplicarse a las situaciones ya consumadas de los hechos pasados que quedan sujetos a la normativa anterior.
    - IV -
    CONCLUSIÓN

    1. Por lo expuesto, considero que corresponde desestimar el recurso jerárquico deducido en subsidio por el ex agente del Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, don Carlos Manuel Molinari, contra la Resolución MRECIyC N° 1685 del 28 de junio de 2000.

    2. Por último, examinado desde el punto de vista técnico formal el proyecto de decreto acompañado, cabe señalar que debe modificarse el artículo 1°, toda vez que el acto que ha causado el agravio al recurrente es la Resolución MRECIyC N° 1685 del 28 de junio de 2000 y no su similar N° 3057 del 28 de setiembre de 2001.

    3. De conformidad con lo previsto por los artículos 39 y siguientes del Reglamento de Procedimientos Administrativos. Decreto 1759/72 T.O. 1991, la notificación del acto que se dicte hará saber al interesado que la resolución del recurso jerárquico agota la instancia administrativa -con arreglo a lo dispuesto por el artículo 90 de dicho reglamento- ello sin perjuicio de la posibilidad de interponer el recurso contemplado en el articulo 100 del mismo cuerpo reglamentario.
    Así opino.
        DICTAMEN N° 208